Galería Dionis Bennassar

El fluir de las palabras

El fluir de las palabras 01El jueves llega por fin el gran día. A las 20:00 horas inauguraré en la Galería Dionís Bennassar de Madrid mi nuevo trabajo artístico y con él mi nueva etapa creativa. “El fluir de las palabras”, se titula la exposición. Y en mis obras tienen cabida la palabras, por supuesto, y también los ríos por las que fluyen éstas. Colores, brillos, trazos de las riberas, letras que evocan sus nombres, vegetación que se sugiere y se esconde, rocas serpenteadas por el agua. No es una imagen física, real del río, sino el halo que deja su fluir en mi espíritu.

No faltará tampoco el color, seña de identidad de este humilde pirata. Ni una sorpresa que descubriréis allí. Porque las obras estarán encerradas mientras sigan siendo mías. Quizás porque me han llevado tanto trabajo y tanto esfuerzo que las siento más mías que nunca. Mi pintura no deja de ser una palabra lanzada a la mirada del espectador a la espera de una respuesta, de su emoción. Creamos para volcar la sensibilidad que nos posee, y una vez creada, satisfecha y alumbrada nuestra pasión, la obra sólo aspira a hallar, a descubrir una mirada nueva, la del espectador.

Así que a vosotros, espectadores, os espero el próximo jueves en la Galería Dionís Bennassar. Y si no podéis el jueves, no os preocupéis, porque el barco pirata anclará en tierra firme durante todo el mes de junio. Vuelvo a la que siento como mi casa y lo hago con un trabajo que supone una gran progresión en mi búsqueda de la concepción tridimensional del arte. Regreso con energías renovadas pero con el mismo espíritu de pirata que siempre.

 

Anuncios

Sobre mi estimada Galería Dionís Bennassar

dionis benassarComo ya os he comentado en algún que otro post, el próximo 5 de junio inauguro mi nueva etapa creativa, ‘El fluir de la voz’, con una exposición en una Galería que para mí es mucho más que eso. Os hablo de la Galería Dionís Bennassar de Madrid, un rincón por el que han pasado muchas de mis obras y al que me une mucho más que una relación profesional. Comparto la política de la galería y admiro al hombre que hace posible día a día con su trabajo su necesaria subsistencia, mi estimado Miquel Tugores. El mundo del arte quedaría huérfano sin galerías como ésta. El mundo del arte sería mucho más pobre sin espacios como el que Miquel nos regala a los amantes del arte desde 1988.

El año pasado, sin ir más lejos, la Galería Dionís Bennassar celebró sus bodas de bronce. Veinticinco años volcada en su apoyo al arte contemporáneo en toda su extensión. Desde la pintura a la escultura, pasando por la obra gráfica o la fotografía. Desde las grandes figuras del momento a jóvenes artistas que empiezan a despuntar en el mercado artístico nacional e internacional. Todo el arte contemporáneo cabe en este coqueto espacio que desde 1993 trasladó su esencia desde su ubicación inicial, en la Calle Barceló, a su actual refugio en un palacete decimonónico situado en la Calle San Lorenzo.

Me gusta perderme de vez en cuando entre las obras que siempre albergan sus dos plantas. Disfrutar del arte y del silencio de sus instalaciones y charlar con Miquel Tugores de ese amor que ambos tenemos en común. En la Galería Dionís Bennassar se respira arte por todos lados. Arte contemporáneo y arte canalla. Arte del que gusta disfrutar a este humilde pirata.